viernes, 22 de julio de 2016

... Amado-Amante


<<... Realmente, el amante se satisface con el amor conseguido y, a veces, de pronto, vuelve la cara hacia otra cosa y el amado se queda sin la luz, porque recibe la luz a través del amante. Yo estoy ahora muy de parte del amado: se le ha hecho injusticia. El amante, cuando se va, recoge toda la parafernalia con que había adornado al amado: las velas rizadas, las joyas los mantos bordados, como una virgen sevillana, se lo lleva todo y se lo pone a otra imagen. Y se queda absolutamente desvalido el amado. Yo estoy con los perdedores y me parece que el amado puede ser el más perdedor en el amor. El amado es como la luna, que recibe la luz del sol. El amado no tiene luz propia...>>
...................
Antonio Gala.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Puedes dejar un comentario